anunciantes, Campañas publicitarias, Emprendedores, empresas, la brujula comunicacion, la brujula comunicaciones, marcas, Marketing y Publicidad Profesional

Las 8 claves que pueden conducirnos a la excelencia empresarial

2012, además de ser el año en el que se vaticina la llegada del fin del mundo o el año del dragón en el calendario chino, es el año en que “En busca de la excelencia” cumple 30 años. La obra maestra de Tom Peters y Robert H. Waterman que marcó un antes y un después, no sólo en la literatura empresarial de los últimos 30 años, sino en las mentes de los profesionales.

¿Cómo? Mike Hoban repasa, en Fast Co., las claves que han hecho de este libro la obra más influyente en el ámbito de la dirección empresarial, no sólo de los últimos 30 años, sino probablemente de la historia.

1. Creó un nuevo tipo de libros empresariales “best seller” que no son sólo informativos, sino interesantes y accesibles para todo el mundo. Hasta entonces, los libros sobre temas empresariales eran tomos infumables escritos por y para académicos. Ahora, “negocios” puede considerarse una categoría en sí misma.

2. Peter y Waterman, aunque no la inventaron, popularizaron la noción deidentificar una lista corta de factores o variables sobre lo que hacía a una compañía “excelente”. Es discutible si los temas son correctos o no, pero la clave está en que crearon un formato y un lenguaje común para valorar el éxito de una compañía más allá de las mediciones financieras típicas.

3. Sus conclusiones eran más que acertadas. 7 de las 8 variables a las que se refiere el libro han sobrevivido a lo largo de estos 30 años. Sólo la idea de mantenerse en su labor ha demostrado ser una práctica no muy acertada en algunos sectores, aunque tiene sentido para compañías de algunas industrias, como la automovilística.

4. El libro provocó el crecimiento de la industria de los gurús empresariales. Y sea algo bueno o no, pocos pueden negar que el nacimiento de esta tendencia tiene mucho que ver con “En busca de la excelencia”.

Según los autores, las claves de la excelencia tienen que ver con centrarse en las personas, los clientes y la acción. Tres áreas que crearon las 8 variables identificadas en el libro:

1. Predisposición a la acción: toma de decisiones activa, listo para disparar, experimentación.

2. Cercano al consumidor: entender al consumidor, obsesión con el servicio y la calidad.

3. Autonomía y espíritu empresarial: fomentar la innovación, retos internos, tolerar el fracaso.

4. Productividad a través del personal: crear una cultura de confianza y respeto pero agresiva hacia los resultados, tratar a la gente como adultos, como socios.

5. Movilización alrededor de un valor clave: creencias y principios de dirección que guíen las prácticas diarias, superponer los objetivos que proporcionan una dirección a la acción.

6. Centrarse en una función: mantenerse en el negocio que ya se conoce, hacer lo que mejor sabes.

7. Estructura simple y poco personal: enfrentarse a la complejidad manteniendo la estructura organizacional lo más simple posible.

8. Flexibilidad y rigor simultáneos: averiguar qué necesidades tienen que ser consistentes o estandarizadas y cuáles diferenciadas y autónomas, ofreciendo una latitud apropiada para que los empleados de cualquier nivel estén involucrados en el trabajo.

Fuente: marketingdirecto

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s