Las empresas apuestan por las redes sociales en detrimento de las relaciones públicas clásicas

¿Son las redes sociales la nueva forma de relaciones públicas? Un nuevo estudio realizado por Absolit Consulting demuestra que la actividad de relaciones públicas se realiza cada vez más a través de las redes sociales, lo cual significa un cambio muy significativo en la comunicación de las empresas.

Para la realización de este estudio se ha encuestado a más de mil empresas, para descubrir que la mayoría apuestan por la página web, email marketing, optimización en buscadores y redes sociales como base de su actividad de relaciones públicas.

Además, según este estudio, las redes sociales tienen tendencia de crecimiento: el social media marketing está a la alza, desde el año pasado han subido tres puntos el porcentaje de empresas activas en este ámbito, hasta situarse en un 65%. El marketing móvil es el que más ha crecido, lo cual se explica fácilmente observando el boom de los Smartphone: un 22% de las empresas ya utilizan esta técnica para promocionarse (el año pasado aún eran un 15%).

En cuanto a las técnicas de relaciones públicas clásicas, según el estudio de Absolit han bajado notablemente su presencia en las estrategias promocionales del ámbito empresarial: el trabajo de prensa ha bajado un puesto, situándose en el quinto, en el ranking de importancia de actividades comunicativas. También las actividades tradicionales de relaciones públicas han sufrido una bajada, en este caso del 10%, siendo actualmente un 55% las empresas que todavía hacen uso de estas técnicas en su estrategia comunicativa.

Fuente:mkdirecto

Diez jóvenes que han convertido sus ideas en negocios millonarios

El último caso que se conoce es el de Nick D’Aloisio, que con 17 años ha vendido la app que creó por 23 millones de euros

Diez jóvenes que han convertido sus ideas en negocios millonarios

“Si no tienes trabajo, invéntatelo”. Esta es la filosofía de muchos de los emprendedores que, en tiempos de crisis, deciden introducirse por su cuenta en el mundo empresarial y crear un negocio.

Nunca es fácil, pero el ejemplo del joven británico de 17 años Nick D’Aloisio, que ha vendido a Yahoo! la app que creó cuando tenía 15 años por 30 millones de dólares (alrededor de 23 millones de euros), demuestra nuevamente que todo es posible si se tiene la idea, el genio y la constancia adecuadas.

Pese a que la tasa de paro entre los españoles de entre 16 y 25 años ascendía al 52,14% en el último trimestre de 2012, sólo un 5,8% opta por emprender (datos de 2011), mientras que las matrículas en másteres oficiales aumentaron un 29,5% en 2011.

A continuación presentamos un listado de diez emprendedores que, pese a su insultante juventud, han demostrado cómo las puertas del éxito pueden estar detrás de la valiente decisión de crear una empresa propia:

Pau Garcia-Milá (eyeOS)

A los 17 años fundó eyeOs, negocio que él mismo define como “líder en el mercado del Escritorio en Cloud Computing” y por el que recibió el Premio Impulsa Empresa 2010. Aunque fue expulsado de la facultad por “mal estudiante”, asegura que todas las personas con las que trabajaron durante el arranque de su proyecto “tenían carrera” y que “ninguna empresa funciona sin que nadie haya estudiado.”

Una curiosidad: desestimó una oferta para colaborar en un proyecto que hoy en día está valorado en miles de millones de euros. Twitter.

Kevin Systrom y Mike Krieger (Instagram)

Son los fundadores de una de las app más usadas del momento: Instagram. Con 25 y 27 años, Kesin Systrom y Mike Krieger desarrollaron un proyecto que permitiría a sus usuarios hacer fotos, pasarlas por un filtro y compartirlas, de manera gratuita. Recientemente la compañía C & A Licensing ha adquirido los derechos para crear la cámara Socialmatic, que contará con conexión Wi-Fi e imprimirá las fotos al momento.

Mark Zuckerberg (Facebook)

Con tan sólo 19 años creó Facemash, un portal web que fue cerrado por la dirección de la Universidad de Harvard y que le sirvió como base para crear lo que en poco tiempo se convertiría en una de las redes sociales con más usuarios del mundo: Facebook. Su historia saltó a la gran pantalla con The Social Network (2010).

Tomás Diago Esteve (Softonic)

En 1997, este Ingeniero Técnico en Gestión Informática e Ingeniero de Sistemas de la Información creó Softonic, una empresa que surgió como el proyecto de fin de carrera. En la actualidad, Softonic es la web líder en descarga de software en Europa y Latinoamérica y cuenta con cinco sedes situadas en Barcelona, Madrid, San Francisco, Shanghai y Minato-ku, en Japón. En 2010 fue galardonado con el Premio Nacional Joven Empresario.

Drew Houston y Arash Ferdowsi (Dropbox)

A los 28 y los 25 años estos dos alumnos del Massachusetts Institute of Technology se cansaron de enviarse los documentos por correo electrónico y fundaron Dropbox, una web que permite a sus usuarios compartir archivos desde cualquier ordenador de forma gratuita. En la actualidad Dropbox cuenta con más de 100 millones de usuarios.

Chad Hurley (Youtube)

Fundó Youtube, a los 28 años, junto a Steve Chen y Jawed Karim en febrero de 2005. Su éxito fue meteórico logrando más de 50 millones de visitas diarias antes de que terminara el año. Tras recibir importantes inversiones de capital de Time Warner y Sequoia para sostener su impresionante ritmo de crecimiento, en octubre de 2006 los tres socios vendieron a Google la plataforma de vídeos que habían construido de la nada por 1.650 millones de dólares.

Nick D’Aloisio (Summly)

Tiene 17 años y ya pertenece al listado de los millonarios tecnológicos más jóvenes del mundo. D’Aloisio es el fundador de Summly, una app que creó cuando tenía 15 años y reduce el tamaño de las noticias para que sean más fáciles de leer desde la pantalla de un móvil. La ha vendido recientemente a Yahoo! por una suma que podría alcanzar 23 millones de euros.

Pablo Soto (Blubster)

Inició su proyecto tecnológico a los 22 años y consiguió fundar Blubster, Piolet y Manolito, unos programas P2P (peer-to-peer) que facilitan el intercambio de archivos. Se vio involucrado en un proceso judicial después de que las discográficas lo acusaran de lucrarse con las descargas. Tras ser absuelto, Pablo Soto recibió una subvención del gobierno de 1,5 millones de créditos blandos y 138.000 euros de subvención para crear footfind.

David Rusenko (Weebly)

Con menos de 30 años es el cofundador de Weebly, un portal que permite a sus usuarios crear una página web o un blog de manera gratuita. Su negocio empezó como un proyecto universitario, y en la actualidad, cuenta con más de 12 millones de usuarios en todo el mundo.

Brian Wong (Kiip)

Se licenció en marketing a los 18 y dos años después fundó Kiip, una empresa con la que publicita productos a través de videojuegos. Su atractivo proyecto consiguió recaudar para su proyecto un total de cuatro millones de dólares.

Instagram da el salto definitivo a la versión web: ya permite ver e interactuar con el feed desde el ordenador

74281

Hasta hace bien poco, la presencia de Instagram en la versión web de escritorio era meramente testimonial, limitando su página principal a ser un simple anuncio de sus aplicaciones para móviles. Con el lanzamiento de los perfiles web ya vimos que esto podría pronto cambiar, y finalmente así ya sido: a partir hoy, los usuarios podrán navegar por tu timeline, dejar comentarios y marcar con “likes” las imágenes desde su ordenador.

La página principal de Instagram ya refleja el cambio, con un botón que permite al usuario identificarse con su cuenta. Una vez logueado, el timeline aparece en una sola columna y mostrado de la manera más simple posible, con la intención de imitar la experiencia que ofrece la navegación en el móvil. Lo único que por ahora queda descartado es la posibilidad de subir imágenes desde web, ya que entienden que es algo que debe hacerse sobre la marcha desde un dispositivo móvil.

¿Por qué han decidido implementar este nuevo cliente web? Desde Instagram dicen estar interesados en que el usuario pueda acceder desde cualquier dispositivo, al entender que en ocasiones puede interesarnos utilizar un ordenador. Pero esto lleva siendo así desde siempre, así que la pregunta es otra distinta: ¿por qué ahora?

Esto ya no lo dicen en el post oficial del blog, pero no parecería muy descabellado pensar que se preparan para la llegada de la publicidad a Instagram, con la que lograr su esperada monetización. A fin de cuentas, incluir pequeños anuncios de texto en los laterales es algo realmente sencillo y que seguramente no estropee demasiado la experiencia.

Imagen | TechCrunch
Enlace | Blog Oficial